Nuevos aeropuertos serán entregados en septiembre

Antes de que finalice 2013 Panamá contará con dos nuevos aeropuertos internacionales. La constructora costarricense Meco –que se adjudicó los contratos para ampliar los aeropuertos de Colón y Río Hato– tiene previsto terminar ambas construcciones para finales de septiembre próximo.

 

Rafael Bárcenas, director de la Autoridad Aeronáutica Civil (AAC), señaló que la empresa les informó de que entregará ambos proyectos de forma simultánea en el segundo semestre del año. La construcción de ambas terminales tiene un costo combinado de $110 millones.

El aeropuerto de Río Hato, en la provincia de Coclé, tiene un avance de 36%. Bajo la pista pasará un túnel que soportará el paso de una aeronave B757/200 –capaz de transportar entre 180 y 200 pasajeros– y que ya fue terminado.

Aunque no se espera que tenga un impacto inmediato en el turismo nacional, empresarios señalan que el aeropuerto de Río Hato facilitará la llegada de turistas a las playas del Pacífico, donde se están realizando inversiones millonarias. Cuando se anunció la construcción de la terminal, aerolíneas como la canadiense Air Transat manifestaron su interés de establecer vuelos chárter a Río Hato.

TERMINAL EN COLÓN

Los estudios de mercadeo señalan que aeropuerto Enrique Jiménez de Colón, cuya construcción tiene un avance del 80%, recibirá un número significativo de pasajeros durante la temporada de cruceros en el home port de Colón 2000. Actualmente, los turistas que llegan al país para abordar uno de los dos cruceros que zarpan desde Panamá llegan al Aeropuerto Internacional de Tocumen, y después deben viajar por carretera hasta el puerto de cruceros en Colón.

El principal mercado del aeropuerto serán los vuelos comerciales de empresarios que realizan negocios en la Zona Libre de Colón. Bárcenas señaló que tienen proyectado contratar cerca de 200 trabajadores para administrar ambos aeropuertos.

En el país hay cinco aeropuertos internacionales: Tocumen, Marcos A. Gelabert (Albrook), Howard (Arraiján) y Enrique Malek (Chiriquí), que recientemente fue entregado al Estado después que se invirtieron $27 millones para ampliar su capacidad. Los aeropuertos de Río Hato y David, que junto a Colón proporcionarán tres pistas con una vida útil de 25 años, tendrán la capacidad de recibir aviones hasta con 228 pasajeros.