Alemanes, interesados en el café de las tierras altas

El clima en el que se produce el grano es excelente e ideal para cosechar uno de los mejores cafés del mundo. Otro producto por el que se ha demostrado preferencia es en el caso del cacao que se produce en Bocas del Toro.

La buena calidad del café que se produce a más de mil 600 metros de altura en Boquete, provincia de Chiriquí, fue motivo para que la Sociedad de Tostadores de Café de Alemania y otro grupo de personas interesadas en la variedad Geisha realizaran una gira de tres días por diversas fincas dedicadas al cultivo y proceso del rubro.

Heiko Rehorik, secretario general de la Sociedad de Tostadores de Café de Alemania, expresó que es impresionante la calidad del café de la provincia de Chiriquí, pues el clima en el que se produce es excelente e ideal y sobre todo que los árboles de cafeto están visiblemente saludables.

Rehorik expresó que por estas razones en Alemania la fama del café panameño se ha promovido, “tenemos mercados para café especiales y gourmet de Chiriquí y podemos importarlo a Alemania, donde están cotizados a precios que oscilan entre los 10 y los 40 dólares por libra”, agregó. Con el crecimiento en la calidad del café especial, Panamá aspira a competir con las grandes empresas a nivel mundial como boutique o empresas gourmet de Alemania y Europa.

Ben Cardoze Fábregas, promotor de Inversiones y Exportaciones del Ministerio de Comercio e Industria de Panamá (Mici), manifestó que esta importante gira no solo se efectuó en Boquete, sino también en Renacimiento, Volcán, Bocas del Toro, pues los alemanes también han mostrado interés en el cacao panameño y este es uno de los que se produce, en su mayoría, en la región bocatoreña.

Respecto al cacao, el resultado se dio a raíz de la participación de productores en la feria mundial “Coffee-Tea & Cocoa” (por sus siglas en inglés COTECA) en Hamburgo y donde Panamá fue invitado, logrando negociaciones concretas tanto para el café como para el cacao, detalló Fábregas. Entre las fincas visitadas durante la gira estuvieron Finca Lérida, Hacienda La Esmeralda, Café Kotowa, APRE en Renacimiento, Café Durán, Yangüés, Café Ruiz.

Rachel Peterson, promotora de ventas de la Finca La Esmeralda, explicó que el café que se produce en tierras altas merece mercados más exigentes, ya que es el único en el mundo que es recolectado, tratado y procesado manualmente y no a través de maquinarias como en otros países, y los precios que ofrecen estos mercados europeos son tentadores para el café panameño, por ello, estamos en busca de esos mercados exigentes del café.

Según detallaron las fuentes, cuando se efectúen las ventas en Alemania se incluirá en el empaque del producto historias y leyendas con respecto al origen del café y el cacao, así el consumidor en Alemania al comprar el producto conocerá todos los detalles de regiones de Panamá donde se produce este importante rubro de exportación.

Los productores también apuestan a mantener los mercados ya explorados para el café como Corea, Taiwán, China, Noruega, Suecia, Estados Unidos, buenos consumidores del café y cacao.

Menor producción.


Según el último informe de la Contraloría General de la República, respecto a la cosecha de café para el periodo 2011-2012 y, de acuerdo con una encuesta obtenida en mayo, de cinco provincias investigadas, incluyendo la comarca Ngäbe Buglé, la cantidad obtenida fue de 273 mil 200 quintales pilados del rubro.

De acuerdo con el informe, se registra una disminución de 22.8% si se compara al periodo anterior que fue de 354 mil 013 quintales pilados de café. Dentro de las provincias que mostraron mayor incremento en la actividad están: Chiriquí con 197 mil 300 quintales pilados que representó el 72.2% del total de la cosecha; la comarca Ngäbe-Buglé con 20 mil 100; Coclé con 17 mil 700 ; Panamá con 14 mil quintales pilados.

Respecto a las provincias que dieron un aporte significativo en el inventario existente del grano están: Colón con una cosecha de 12 mil 200 quintales y Veraguas con 11 mil 900 quintales cosechados.